Alimentación en Verano para los niños

Es lo justo para compartir ...Share on FacebookShare on LinkedInTweet about this on TwitterShare on Google+

Pirámide alimenticia

Es después de haber pasado intensos meses en el colegio, con clases, exámenes, frío y estrés cuando llega por fin el verano y con él horarios más flexibles, los niños se levantan y acuestan más tarde y se rompen rutinas y hábitos alimentarios.

Es por ello, que os vamos a dar unas pautas para continuar una alimentación saludable que cumpla todas las necesidades energéticas y nutricionales de nuestros hijos.

Empezamos…

Las vacaciones no deben ser una época de descontrol en la alimentación y en ningún aspecto, es cierto que existe más permisividad en todos los sentidos, pero debemos adecuar la alimentación de nuestros hijos.

Con las altas temperaturas de esta época, nuestra sensación de hambre suele disminuir y nos apetecen comidas ligeras y más frescas y los niños no se encuentran excluidos de ello, es por ello que no nos debe preocupar que en vez un cocido o un potaje nuestros hijos prefieran una ensalada y en menores cantidades. En esta época los requerimientos calóricos son menores y no por ello debemos mal alimentar a nuestros hijos, sino adecuar el menú a algo ligero y apetecible.

Las pautas que os damos desde el profesional de enfermería del Centro son las siguientes:

  • CINCO COMIDAS AL DÍA, en verano también: a pesar de las modificaciones en la rutina habitual durante la época estival, es de gran importancia la realización de 5 comidas, habiendo tres principales: desayuno, comida y cena y dos más ligeras o tipo snack a media mañana y en la merienda. Es de ésta manera como el metabolismo se mantiene constantemente activo y se fomenta que los niños no picoteen otro tipo de alimentos perjudiciales como golosinas, helados, dulces, refrescos… Podemos incluir en esas comidas más ligeras frutas, lácteos, bocatas…Alimentación sana para niños
  • AUMENTAR LA INGESTA HÍDRICA: los niños en esta época sufren un aumento de desgaste por la cantidad de juegos: piscina, playa, actividades al aire libre y es por ello y por el calor, que hay que evitar la deshidratación aumento la cantidad de agua, zumos naturales(no envasados)
  • FOMENTAR LA ALIMENTACIÓN A BASE DE PROTEÍNAS DE ALTO VALOR BIOLÓGICO, VERDURAS. Un buen plato de verduras de temporada, se trata de un primer plato completo y beneficioso para la salud de los más pequeños. Debemos aprovechar en comer más pescado que nos aporte grasas omega 3 y 6 y productos cárnicos cocinados a la plancha, vapor al horno…
  • FRUTAS: En todas sus variedades, debemos aprovechar el amplio abanico que el verano nos ofrece de muchos tipos de frutas. Podemos ofrecerlas en forma de zumo, de batidos naturales, de macedonias… llevar fruta troceada a la playa es una manera estupenda de hacer un “parón” y de que toda la familia coja energía de manera saludable.
  • HELADOS: son un alimento muy demandado en verano y sobre todo por los niños; los helados pueden constituir una importante fuente de calcio, pero es recomendable que los elaboremos en casa para que no contengan tanta azúcar como los industriales.
    • Por ejemplo, cogemos un yogur natural griego, fruta en trozos congelada (la que más nos guste… con mango queda delicioso) y un poco de edulcorante natural (miel, stevia…)
  • DESAYUNO: Imprescindible, aunque los niños se levanten más tarde y sin apenas hambre, debemos realizar esta comida como una de las más importantes y energéticas del día. Se debe basar en LÁCTEO+FRUTA+CEREAL.

Y por último… ¡Ojo con la digestión! Es típica la escena tras comer de que los niños quieran darse un baño… lo ideal es esperar entre 1-1 ½  h para que los niños retomen sus actividades y también ayudar realizar comidas livianas y bajas en grasas.

Alimentación sana para niños

Es lo justo para compartir ...Share on FacebookShare on LinkedInTweet about this on TwitterShare on Google+

One Response to “Alimentación en Verano para los niños”

Deja un comentario